Microbiota intestinal y alimentación | SANUM Nutrición - SANUM

Microbiota intestinal y alimentación | SANUM Nutrición

Existen numerosos factores que influyen en la prevalencia del desarrollo de enfermedades y patologías tanto genéticas como ambientales. El perfil de nuestro microbioma (genes de los microorganismos que habitan en nuestro cuerpo) y su relación con el desarrollo de enfermedades metabólicas y mentales entre otras patologías, es uno de los abordajes científicos más recientes en periodo de estudio.

 

 

Microbiota intestinal

La microbiota intestinal, también conocida como “flora intestinal”, está compuesta por el conjunto de  microorganismos  que  habitan en  el  intestino incluyendo  bacterias, arqueas, virus y algunas eucariotas unicelulares,  representando  una  comunidad  microbiana muy compleja y diversa. Dependiendo de la tipología y proporción de especies microbianas que residan en nuestro intestino, seremos más o menos propensos a sufrir unas determinadas patologías.

¿Qué supone tener una microbiota intestinal sana?

  • Reduce el riesgo de sufrir infecciones gastrointestinales y procesos inflamatorios: favorece la función barrera de la mucosa intestinal, inhibe la adhesión y crecimiento de las bacterias patógenas intestinales, mejora la respuesta inmunológica disminuyendo la inflamación y favorece la disminución de los síntomas abdominales de los pacientes con síndrome del intestino irritable (SII).
  •  Influye en la predisposición del desarrollo de enfermedades mentales, ayudando a reducir estados  y síntomas inflamatorios derivados de la ansiedad y depresión.
  • Ayuda a sintetizar vitaminas y favorece la absorción de minerales.
  • Facilita la digestión de la fibra vegetal y lípidos.
  • Reduce el riesgo de sufrir enfermedades metabólicas como la obesidad y resistencia a la insulina, ayudando al control del peso.

Factores que influyen en el perfil de la microbiota intestinal

Existen numerosos factores que influyen en la riqueza de la microbiota intestinal en las diferentes etapas de la vida, siendo el punto más importante  los primeros tres años y el periodo de gestación del feto. Durante la gestación y el parto influyen los hábitos de la madre, el estrés y la edad gestacional, así como el tipo de parto. Durante la infancia influirá el tipo de lactancia que consuma (materna o de fórmula), y la calidad de los nutrientes que ingiera al comenzar a consumir alimentos.

La calidad de la dieta repercute enormemente en la salud del niño y en la formación del perfil de  su microbiota intestinal  en edad adulta, debido a que en esta etapa aproximadamente el 70% de la microbiota no es modificable.

Sin embargo, existen hábitos de vida que podemos desarrollar en edades adultas que pueden favorecer el mantenimiento de una microbiota intestinal diversa y sana.

¿Cómo?

Por medio de una alimentación saludable y evitando hábitos poco saludables como el tabaco, el consumo de alcohol, el estrés, el sedentarismo y el abuso de consumo de antibióticos.

Una alimentación saludable es clave para una buena microbiota intestinal

Uno de los aspectos más importantes a tratar es nuestra calidad de la dieta, puesto que el consumo frecuente de  diferentes alimentos, va a ayudar o empeorar la variedad y riqueza de nuestra micobiota y así mismo, su funcionalidad.

Alimentos que perjudican a la microbiota:

  • Las dietas altas en alimentos ultraprocesados  por su contenido en grasas de baja calidad, azúcares y harinas refinadas, como la bollería industrial.
  • El consumo excesivo de carnes procesadas.
  • Alcohol.

Alimentos que mejoran la diversidad de la microbiota:

  • Dietas altas en fibra: cereales integrales, legumbres, frutas enteras y verduras.
  • Dieta rica en frutas, verduras, ácidos grasos de cadena corta (AGCC).
  • Probióticos como el yogur o el kéfir.

Conclusiones

El estudio del microbioma y de la microbiota intestinal es un campo de estudio muy reciente. Sin embargo, los estudios llevados a cabo están dando resultados que respaldan la importancia de mantener una microbiota intestinal sana para poder tener una buena calidad de vida, reduciendo la morbilidad de sufrir diferentes patologías.

Dentro de unos adecuados hábitos de vida, una  alimentación saludable es clave para conseguirlo, y ante cualquier duda:


 

Elena Adán

Dietista Nutricionista

Elena Adán Dietista Nutricionista

 

 

Más sobre mí


Pide tu cita

 


 

Instituto SANUM, cuidado integral de tú Salud y la de tu Familia. 

 

 

USO DE COOKIES Utilizamos cookies propias y de terceros con fines estadísticos y para mejorar la experiencia de navegación. Al continuar con la navegación, entendemos que aceptas su uso.
Puedes obtener más información y conocer cómo cambiar la configuración en nuestra Política de cookies

Cerrar